fbpx

Volkswagen Virtus GTS, el sedán más rápido de su categoría

Su motor turbo de 150 caballos ofrece un gran rendimiento y bajos niveles de consumo. Eso sí, cuesta $ 2.065.000.

Volkswagen Virtus GTS, el sedán más rápido de su categoría | Garantia Plus

Las versiones con características deportivas de una auto de calle convencional siempre son una buena alternativa para diferenciarse del resto. Y esto corre tanto para la marca que la ofrece como para el usuario que la elige.

Es una estrategia común en todo el mundo que, con el tiempo, fue perdiendo fuerza en nuestro mercado. De hecho, en muchas ocasiones se hablaba de una versión sport, pero sólo con diferencias cosméticas.

Este no es el caso del Volkswagen Virtus GTS, un modelo que conserva la silueta de sedan familiar, pero que agrega unos detalles estéticos deportivos (mínimos) y, lo más destacado, un conjunto mecánico que le pone picante a la conducción.

Volkswagen Virtus GTS. Capacidad cinco ocupantes y un gran baúl de 521 dm3.

Por fuera se notan las diferencias con las versiones convencionales pero tampoco son tantas. Las que más llaman la atención son las grandes ruedas de 18 pulgadas  (medida poco común en un vehículo de este tamaño) y los detalles de color rojo, La carcasa de espejos en negro y el sutil spoiler trasero en el mismo color pueden pasar inadvertidos por la mayoría.

Es decir, el auto nunca se aparta de la imagen de auto familiar que propone cualquiera de sus versiones, pero por dentro tiene varias sorpresas.

La primera de ellas tiene que ver con la presentación general del interior, empezando por las butacas delanteras deportivas, con apoyacabezas fijos, lo que puede no resultar del todo cómodo para personas de 1,85 metros de altura o más, ya que no se puede modificar la posición de apoyo. Pero sin dudas es un elemento distintivo que, además, lleva un tapizado que combina tela con un revestimiento símil cuero que le da un toque vintage.

Si bien toda la plancha de a bordo es idéntica a las versiones más equipadas del Virtus, los filetes rojos, las inscripciones GTS y la costura también roja del revestimiento del volante lo hacen resaltar de otra manera.

Volkswagen Virtus GTS. Adentro se destacan las pantallas del tablero y la consola. Además, resaltan los apliques de color rojo y la pedalera deportiva.

Por lo demás cuenta con detalles tecnológicos que ya había introducido el Virtus cuando fue lanzado, a principios de 2018. De todos modos, no deja de impresionar su interior con dos pantallas. La de la consola central es táctil, con buena respuesta, alta calidad de imagen y la siempre acertada asistencia de botones físicos y perillas que hacen más sencilla la ejecución de las funciones.

La única diferencia con la pantalla de los Virtus “normales” está en un monitor deportivo en el que se puede ver en tiempo real la potencia del motor, la presión del turbo o la fuerza G, además de ofrecer un cronómetro.

La otra pantalla oficia de tablero de instrumentos y permite varias vistas. La tradicional emula un cuentavueltas y un velocímetro analógicos y el espacio entre ambos se puede ocupar para ver otras informaciones, incluso la del sistema de navegación. Otra opción es ocupar toda la pantalla con la imagen del mapa del GPS y reducir al mínimo el indicador de velocidad y otros datos.

Lamentablemente no se puede utilizar esta opción si la navegación corre por cuenta de alguna app utilizada con el teléfono celular a través de Android Auto o Apple CarPlay, que son las únicas que brindan información en tiempo real. Para estas opciones solo se puede usar la pantalla de la consola central.

Volkswagen Virtus GTS. El tablero de instrumentos permite varias configuraciones y brinda mucha información, con una muy buena calidad de imagen

Pero con lo que marca la diferencia este Volkswagen es con su motor. El Virtus GTS lleva un propulsor naftero de 1.4 litros turboalimentado y con inyección directa de combustible que entrega 150 caballos de fuerza. La caja de cambios es automática de 6 velocidades.

Se trata de uno de los motores más eficientes que tiene nuestro mercado y que en un modelo de este tamaño marca una diferencia de funcionamiento grande. Y el secreto de esa respuesta inmediata que brinda está en su magnífico torque (momento de fuerza máxima del motor) de 250 Nm, casi el doble de lo que ofrece un auto de su categoría, disponible de manera constante entre las 1.500 y las 3.800 rpm, es decir, en el mayor rango de uso.

Al acelerar la reacción es contundente, enérgica, y se manifiesta muy progresiva si se mantiene la intensidad de aceleración. Por eso el Virtus GTS puede ganar velocidad con mucha facilidad: hacer un sobrepaso en ruta no es ningún inconveniente.

La caja de cambios automática, la única disponible para esta gama, acompaña para dar un buen rendimiento, con un paso de marchas óptimo pero sin ser tan veloz como el de una caja de doble embrague.

Hay algunas variables que se pueden modificar gracias a los tres modos de manejo que ofrece su sistema: Eco, Normal y Sport. Básicamente lo que hace es hacer más lenta (Eco) o más rápida (Sport) la respuesta del acelerador y la dureza de la dirección.

Y también modifica el sonido que se percibe en el interior al acelerar. Pero en realidad no cambia el ruido del motor, ya que ese sonido que se pone más ronco en modo Sport, es enviado a través de los parlantes del sistema de audio.

Volkswagen Virtus GTS. Esta versión lleva neumáticos de perfil bajo, medida 205/50 R18

Hay una cuarta opción (Individual) que permite configurar esas variables a gusto del conductor.

El confort de marcha que ofrece es bueno a pesar de tener un ajuste más firme en las suspensiones y unos neumáticos de menor perfil. Esa combinación genera una muy buena tenida en ruta, con una mayor sensación de control a la que ya ofrecía el modelo convencional.

El Virtus GTS no tiene un modelo equivalente que pueda ser competencia por características mecánicas. Es por eso que su precio de 2.065.000 pesos también está bastante por encima de otros modelos de igual tamaño disponibles en nuestro mercado. Pero de lo que no hay dudas es que quien termine optando por este modelo sabrá que cuenta con un rendimiento que ningún otro auto de la categoría puede ofrecer.w

Por Gabriel Silveira, para Clarín

9 octubre, 2020

NewsGP

Compartir en: